sábado, 02 marzo 2024
Search
1692323886253

Tabacaleros luchan para seguir con la producción

La devaluación y la suba del dólar impactan en los insumos y a eso se sumaría una menor recaudación para el FET.

En el sector tabacalero preocupa el impacto de la devaluación del peso ante el incremento de insumos a precio dólar que les quita previsibilidad para encarar la producción, y las asimetrías con las empresas cigarreras en el pago de impuestos que incidiría en el Fondo Especial el Tabaco (FET) perjudicando a los productores. Pese al quite de retenciones que los favorece, asumen que avanzan con dificultades para lograr repetir las 12.500 hectáreas de producción.

“Toda esta incertidumbre desde el punto de vista económico que estamos viviendo hace que los productores no tengamos ningún parámetro posible de previsibilidad. En la producción agraria, hablo por el tabaco, casi la totalidad de los recursos está en dólares. ¿Cómo hacemos para seguir adelante? Me parece que el Estado lo debe ver, debe buscarle solución para que podamos continuar produciendo con toda nuestras responsabilidades sociales, la familia, los trabajadores”, explicó Pedro Pascuttini, presidente de la Cámara de Tabaco de Jujuy.

Destacó que el sector tiene fuerte impacto en el Producto Bruto Geográfico y trata de resolver dichas situaciones donde los insumos están a precio de dólar blue pero cuando el productor comercializa su tabaco le pagan en pesos y no en tiempo y forma. Sostuvo que con un 122% de inflación, el 12% de aumento del combustible y graves problemas de los pasivos de la campaña anterior, los productores deben afrontar con dificultades la producción.

“Creemos que podríamos estar en la misma superficie de hectáreas que teníamos el año pasado, entre 12.500 y 13.000”, explicó sobre el objetivo para este año. Recordó que en la última semana de julio se inició el trasplante de plantines y actualmente están en plena labor pese a todas las dificultades económicas, incluso para contar con la canasta de insumos de fertilizantes y agroquímicos que están a precio dólar y la escasez de mano de obra debido a que los trabajadores no quieren registrarse por temor a perder la ayuda social.

También les preocupa la cuestión climática, que viene siendo una limitante en la producción y se teme que las altas temperaturas que se vieron en el hemisferio Norte se repitan en este hemisferio. Al considerar vital el agua, informó que vienen vigilando no solo el mantenimiento de acueductos, embalses, diques y obras de captación sino pidiendo participación en la Mesa del agua para aportar sugerencias y escuchar sobre la forma de manejar de manera eficiente el agua puertas adentro de la finca. “Es necesario ese entendimiento con el Gobierno provincial, la Dirección de Recursos Hídricos con nuestros ministerios de Producción y el de Obras, estar vinculados en un trabajo conjunto de previsibilidad, de participación y profesionalmente idóneo”, expresó por ser un derecho de los productores como regantes.

Por otra parte y en torno a la comercialización, destacó lo positivo de la eliminación de las retenciones, anunciado por el ministro de Economía para la exportación directa de la producción a compradores internacionales. Se trató de un 12% hacia todo producto exportable en tabaco, que significa para la producción un beneficio de 60 centavos de dólar o 220 pesos por kilo de tabaco exportado.

“El tema de retenciones debe venir para los productores, es un beneficio”, dijo y recordó que el ingreso al productor está dado por la venta de su trabajo en el acopio y los recursos del Fondo Especial del Tabaco (FET) que en los últimos años menguaron. “Existen asimetrías por disposiciones impositivas que han utilizado algunas empresas en realizar los amparos. A través de ello la recaudación ha venido bajando notablemente por lo tanto ese ingreso, en lo que corresponde al FET sobre todo en este último trimestre es desastroso, menos de la mitad que le corresponde”, afirmó.

Sostuvo que eso implica perjuicio no sólo para productores sino para el Estado provincial y nacional, por lo que vienen exigiendo al Gobierno ordene a través de una legislación que contemple a fabricantes, las necesidades de recaudación del Estado y a los productores. Lo dijo en alusión a medidas cautelares que presentan empresas de cigarrillo, que implicarían la reducción en el pago de impuestos y de la recaudación que afecta a los productores.

Scroll al inicio